Menú Cerrar

Cómo formatear una memoria USB con los formatos NTFS, exFAT o FAT32 y cual de esos es mejor

Si se han visto en la necesidad de tener que formatear una memoria USB tal vez no han sabido elegir qué formato usar: NTFS, exFAT o FAT32. Aquí te decimos…

Tal vez es un escenario que no han tenido que vivir, pero existe la franca posibilidad de que en algún punto de su uso de dispositivos de almacenamiento como memorias, discos duros o SSD, se hayan topado con la necesidad de tener que formatear dicha unidad.

Es aquí donde la cosa se puede poner extremadamente compleja o críptica, ya que hay una amplia variedad de formatos, como NTFS, exFAT o FAT32. Cada uno con sus cualidades distintas y que resultan más o menos funcionales según el uso que le queramos dar a esa unidad de almacenamiento.

Así que aquí hemos organizado una breve guía para explicar y ayudar a elegir formatos, sea una simple pendrive USB o un SSD.

NTFS, exFAT o FAT32: para qué formatear una USB Flash Drive o un disco duro

Primero lo básico, en sentido estricto formatear permite limpiar y generar la estructura básica de arranque de cualquier unidad de memoria para que cualquier dispositivo pueda leerlo.

Si bien aplicar un formateo borra TODA la información del dispositivo este procedimiento siempre nos permitirá hacer una limpieza profunda con la finalidad de mejorar el rendimiento.

Al iniciar el proceso veremos que hay muchas opciones y cada formato tiene sus ventajas y sus claras desventajas. Aquí las explicamos a grandes rasgos:

Formato FAT32

Es uno de los formatos más viejos y se usa desde los días de Windows 3.1 y 95. Por lo tanto es relativamente universal, aunque no admite almacenar en la unidad archivos de más de 4 GB.

Además de que los pendrives USB o unidades de almacenamiento con este formato no pueden tener una capacidad mayor a los 8 TB sin presentar problemas de particiones.

Si van a utilizar la unidad para archivos pesados, como material en video 4K, imágenes ISO o juegos, este formato no es una alternativa.

Formato NTFS

Relevo del anterior FAT32, sin las limitaciones de pesos, pero desarrollado exclusivamente para Windows. De ahí su principal limitante.

Si van mover archivos entre un dispositivo Apple, como una Mac, y una PC con Windows, o peor aún, una terminal Linux, será imposible insertar la USB en la computadora, simplemente MacOS verá la unidad vacía o exigirá que se le aplique un formateo.

Formato exFAT

El resumen corto es: usen este formato. Creado en 2006 como relevo universal del FAT32. Se desarrolló pensando ya en la existencia de unidades externas como un pendrive, es compatible entre Windows, Linux y Mac.

No tiene algunas cualidades de cifrado que NTFS sí ofrece pero elimina todas las limitaciones de peso. Sin embargo es el formato más amigable para nuestras actividades cotidianas si utilizamos distintas clases de dispositivos.


Visita nuestro canal en y Suscríbete



Publicado en Soporte Tecnico

Te puede interesar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.